NOTICIAS

Sciammarella Tango

El nuevo tango con toque femenino


En el mundo del tango, la espera-da renovación no es tan sencilla de encontrar. En este sentido, el nuevo disco de Sciammarella, A Villoldo, llama la atención. Esta orquesta compuesta totalmente por mujeres viene recorriendo un camino en los márgenes con tangos en francés y búsquedas ar-queológicas de todo tipo.
Lo inte-resante es el sonido respetuoso y, al mismo tiempo, moderno.

Sciammarella Tango

Día del Bandoneón

Cindy y Hanel entre Astor, Pane, Mederos, y Troilo, ambas destacadas por Clarín, por el día del bandoneón.

VER NOTA ORIGINAL

Sciammarella Tango

Radio Sarandí 690 de Montevideo

Denise Sciammarella de Sciammarella Tango en Sarandí 690 de Montevideo, Uruguay

ESCUCHAR

 

Sciammarella Tango

Siete artistas clave de la refundación del género

Nuevo Tango Argentino: Siete artistas clave de la refundación del género.

Entre homenajes contemporáneos a Villoldo y Rovira, la creación de nuevas orquestas y la redefinición del sonido de estudio, las artistas femeninas impulsan una nueva constancia musical para el género.

El tango argentino en el siglo XXI se refundó y propuso nuevos paradigmas. Desde la autogestión y la reinterpretación de la tradición hasta la irreverencia por el fantasma de Astor Piazzolla y el respeto por las grandes orquestas del 40. Esta historia ya ha sido contada pero siempre con puntos suspensivos, ya que la nueva ola dorada de esta música popular sigue dando sus frutos. Y como 2020 es un año en el que hubo que frenar de golpe por la pandemia mundial, es una oportunidad de agrupar algunos nuevos discos de tango que reflejan esa constancia musical.
Ver nota completa de Facundo Arroyo

Sciammarella Tango

“Conjuro” contra la pandemia

21/05/2020 TANGO

Orquesta Femenina Sciammarella Tango tributa a Villoldo como “conjuro” contra la pandemia
La agrupación que lleva siete años de recorrido, vuelve al ruedo discográfico con “A Villoldo”, un nuevo trabajo en el que rescata la obra de esta figura clave de la música porteña, a partir de una mirada innovadora y de género.

Por Romina Grosso

Sciammarella Tango, orquesta femenina que lleva siete años de recorrido, vuelve al ruedo discográfico con “A Villoldo”, en el que rescata la obra de esta figura clave de la música porteña, a partir de una mirada innovadora y de género.

“Este disco es puro denuedo y vivacidad, un conjuro contra el desánimo y el encierro, como si lo hubiéramos pensado para atravesar una pandemia”, definió a Télam Denise Sciammarella, creadora y cantante de la agrupación que se caracteriza por conjugar música e investigación.

Integrada por instrumentistas de diferentes nacionalidades, la orquesta lanza su tercer disco -que puede escucharse en todas las plataformas-, resultado y culminación de un trabajo de investigación realizado junto a “Tito” Rivadeneira (miembro de la Academia Nacional del Tango), “Villoldo 2019-Al encuentro del papá del tango”, al cumplirse el centenario de la muerte del compositor.

“Es un pilar fundamental del tango, un personaje luminoso, popular, que deja una obra pletórica, que invita primero al baile y en segunda instancia también a la reflexión”, describió Sciammarella al músico que nació en 1861 en el barrio porteño de Barracas.

En nuestro disco hemos elegido las versiones femeninas de los tangos villoldianos, y luego hemos paseado por su obra atreviéndonos incluso a “colaborar” con él, poniéndole letra a la milonga “Kalisay” que data de 1916.”

Sciammarella Tango también está integrada por Cindy Harcha (dirección musical, bandoneón y arreglos), Hanel Yeon (piano y bandoneón), Shino Ohnaga (piano), Mariana Atamás y Cecilia Florencia García (violín) y Geraldina Carnicina (contrabajo), y para este nuevo álbum sumó colaboraciones entre las que destaca la de Lidia Borda.

Télam: ¿Cómo fueron armando el repertorio? ¿Qué descubrieron haciendo este disco?

Denise Sciammarella: El punto de partida fue “Mimi Bohème”, la versión francesa de “La Morocha”, que data del año 1909 y lleva letra de Léo Lelièvre. Puede parecer una curiosidad aislada el hecho de que el tango, que por entonces era un recién nacido, llegara a Francia con tanta rapidez, pero no lo es. Preparando nuestro disco anterior, “Tangos franco-argentinos”, ya habíamos reparado en la existencia de una versión francesa de “El choclo”, conservada en los archivos de la Bibliothèque Nationale de France. Las letras en francés de ambas versiones tienen algo en común que una orquesta de mujeres no puede dejar de advertir. En el primero, Mimi es la antítesis de la abnegación como valor femenino. Y en el segundo, una milonguera a punto de dar a luz desafía los prejuicios que establecen que debe quedarse en su casa, para irrumpir en un bailongo.

T: Toda una aparente novedad en ese contexto socio-cultural…

DS: Tito (Rivadeneira) sostiene que en la obra de Villoldo hay un trasfondo que aboga por la defensa de la mujer independiente. Sus letras siempre estaban previstas para los dos géneros: así como existen “El Porteñito” o “La Caprichosa” también existen “La Porteñita” y “El caprichoso”. En nuestro disco hemos elegido las versiones femeninas de los tangos villoldianos, y luego hemos paseado por su obra atreviéndonos incluso a “colaborar” con él, poniéndole letra a la milonga “Kalisay” que data de 1916.

T: ¿Cómo definirías a Villoldo y cuál considerás que fue su aporte en el tango?

DS: La verdad es que no es posible saber si habría habido tango sin Villoldo. El tango es, sin duda, una construcción colectiva, pero hay figuras clave en los inicios, que constituyen los cimientos del género. Villoldo es ese pilar fundamental. Tito cuenta que Villoldo colgaba sus partituras alrededor de un triciclo y golpeaba las puertas de las casas donde se tocaba el piano para ofrecerlas. La energía de Villoldo estaba puesta no solamente al servicio de la creación sino también al de la difusión de “eso” que estaban inventando. Obras mayores como el instrumental “Una fija” dan fe de una fuerza musical arrolladora, ¿Qué habría sido de nuestra música sin ese tsunami inaugural que fue Villoldo?

T: El disco tiene algunas sorpresas como la versión en italiano de “La caprichosa”, ¿Es un rasgo característico de la agrupación el de investigar y dar una nueva mirada sobre obras ya realizadas?

DS: Es un rasgo que marcó el debut de la orquesta en la Academia Nacional del Tango, y todos los pasos que siguieron. Transitar los vericuetos abandonados del género a través de la búsqueda documental se volvió nuestra especialidad. Y con el correr de los años, fuimos descubriendo las posibilidades incalculables que estaban escondidas en ese laberinto. No somos una orquesta que haga turismo del pasado: le metemos mano a la historia, como si estuviera –y es que de algún modo lo está- aquí y ahora. El cosmopolitismo de nuestra formación es un signo del tango actual que tiene un espejo en esa Babel originaria que auspició su surgimiento. Y esa amplitud geográfica constitutiva que nos distingue, de algún modo también nos “habilita” a volver a darle cabida en el tango a aquellas lenguas y culturas que en definitiva lo pueblan desde siempre.

T:¿Qué destacarías de este tercer trabajo? ¿Cómo lo definirías en el plano musical?

DS: Cindy es chilena pero eligió una palabra del lunfardo para definir nuestro tercer trabajo. Me dijo que ella destacaría la “garra” musical que tiene, y aclaró que es una cualidad que podría no ser esperable de un grupo íntegramente femenino. La otra característica que ve Cindy es el carácter innovador, “porque logramos, con un material muy antiguo, inscribirlo en la sonoridad que tiene nuestra orquesta”. Yo no dejaría de mencionar lo insólito de que un disco dedicado al “papá del tango” sea en definitiva un disco feminista, coronado por una milonga nuestra que hace referencia a los consejos (un cuarto propio, un vaso de vino) que daba Virginia Woolf a las mujeres que deseaban independizarse.

VER NOTA ORIGINAL

 

Sciammarella Tango

Sciammarella Tango: a orquestra da redenção

O tango é um castelo cheio de tesouros. A história do gênero portenho lidera, musicalmente, parte importante da cultura do último século, na Argentina e no mundo.

Ainda assim, muitos precursores do gênero, com o passar do tempo, foram perdendo espaço no campo das novas gravações; a geração atual, na Argentina ou fora dela, opta, quase sempre, pela releitura de clássicos como Carlos Gardel ou Aníbal Troilo. Astor Piazzolla é outra escolha bastante corriqueira — este por representar o tango moderno, mais desapegado do padrão inicial do século 20.

Felizmente, nem todos da nova leva de artistas dedicados ao tango passeiam pelas mesmas fontes. O exemplo é a orquestra Sciammarella Tango. Composta por uma sul-coreana, uma ucraniana, uma chilena, uma mexicana e duas argentinas, esta é a mais relevante aparição “tangueira” em muito tempo. A liderança do grupo fica por conta da brilhante Denise Sciammarella. Uma mescla de cantora, investigadora cultural e compositora.

Já no seu primeiro álbum, lançado em 2015, a Sciammarella grava somente composições do poeta Rodolfo Sciammarella (apesar do mesmo sobrenome, Denise não tem qualquer parentesco com o poeta). Fica claro o objetivo quase arqueológico da orquestra, em especial de Denise, já que Rodolfo é o tipo compositor histórico, sem tanta circulação atualmente. Do disco de estréia, destacam-se: “Dime mi Amor”, “Salud, Dinero y Amor” e “De Igual a Igual”.

Agora, cinco anos após a apresentação do disco inaugural, a orquestra volta a apostar na mesma receita: a de revisitar fundadores históricos do cancioneiro argentino. A escolha não poderia ser mais acertada: Ángel Villoldo. Sim, um álbum só com canções daquele que para diversos pesquisadores é o pai do tango.

Duas canções do álbum “A. Villoldo” confirmam a estatura do conjunto, a clássica “El Choclo” (cantada em francês e espanhol) e “Mimi Bohème” (versão francesa de “La Morocha”). Impressiona a consolidação da orquestra, não só pela frutífera seleção de repertório, mas também pelo modo como este repertório é encarado.

Em dias de quarentena, a música de Sciammarella Tango serve como uma redenção. Quando tudo voltar ao normal, uma voz amiga para todas as horas.

VER NOTA ORIGINAL

Sciammarella Tango

Estamos derribando prejuicios muy presentes en el tango

Denise Sciammarella: “Estamos derribando prejuicios muy presentes en el tango”
Dirige una agrupación de 2×4 formada íntegramente por mujeres, cosmopolita y dedicada a rescatar patrimonio perdido del género. Su flamante tercer disco se llama a “A Villoldo” y ya está disponible en las principales plataformas de streaming.

Denise Sciammarella sostiene con convicción científica de que nada de lo que sucedió con Sciammarella Tango estaba en los planes: ni que se convirtieran en “una orquesta arqueológica que haga investigación porque eso no lo hace nadie”, ni que fueran sólo mujeres “porque orquestas femeninas hay pocas”, ni que su conformación fuera cosmopolita “porque está llena de extranjeras”. Que Sciammarella sea una doctora en física que actualmente trabaja en unidad mixta internacional que el Centre National de la Recherche Scientifique (CNRS) posee en la Argentina -en la Facultad de Ciencias Exactas, dependiente del CNRS, la UBA y el CONICET- tampoco tiene relación al respecto. Al azar le debemos el muy buen A Villoldo, tercer disco de la Sciammarella Tango que acaba de ser lanzado en plataformas digitales.

“Ocurrió -reafirma con la misma convicción-. Lo importante es que una vez que ocurrió, lo adoptamos como una elección, y lo mantuvimos. Es una característica nuestra el cosmopolitismo, ser una orquesta femenina y una orquesta de rescate de patrimonio perdido: somos una orquesta triplemente marginal -ríe-. Primero porque hacemos repertorio marginal, que quedó en los márgenes de la historia; segundo porque somos mujeres, y las mujeres sufrimos la marginación en el tango; y por último el extranjero, al que también se desprecia porque se cree que no sabe de tango. Sin proponérnoslo estamos derribando prejuicios muy presentes en el tango. Ocurre por azar, pero ocurre por azar porque en otro tiempo, incluso por azar, habría sido imposible: hoy hay mucha presencia femenina y hay muchos extranjeros que son la diáspora inversa: gente que se viene a vivir a Buenos Aires por amor al tango.”

Denise es familiar directa de Rodolfo Sciammarella, compositor de tangos, fundador de Sadaic y músico publicitario pionero. El 40 aniversario de su muerte fue la excusa que el azar le dio para hacer algo más con eso que siempre le había gustado: el canto. Recuperó Gordinflón -entre otros-, tango olvidado que Rodolfo había grabado con Bustamante, cuya partitura encontró en el azaroso San Telmo: “Los anticuarios son una de mis principales fuentes de investigación. Me dio la pauta de que así como ése había quedado en los márgenes de la historia, podría no ser el único a recuperar. Y eso nos embarcó con la orquesta en una tarea arqueológica de salir a buscar patrimonio musical perdido.”

No es la primera -ni será la última- científica que también se dedica a la música. Tampoco será la única que sostenga que ambas disciplinas tienen “más cosas en común de lo que se cree”. Lo que parece singular de Denise Sciammarella es su relación con el azar. “Estaba trabajando en algo muy abstracto: el comportamiento no lineal (hoy está de moda ya que la no linealidad de la pandemia es lo que nos impide saber qué va a pasar). Es la revolución que cambió el paradigma en la física. La ciencia no lineal, la dinámica no lineal, el caos, que es el nombre más común y marketinero, nos mostró que podemos conocer las ecuaciones, conocer el fenómeno -que es determinista, no aleatorio-, y sin embargo no podemos predecir. Eso es culpa de la no linealidad.” Su doctorado es sobre Estructura Topológica de Flujos Caóticos; en sus palabras: “Tratar de encontrar con la topología -una herramienta matemática- una manera de clasificar los sistemas dinámicos. Una de las primeras aplicaciones de mi desarrollo fue a una señal de voz humana, y eso hizo, casualmente, que me terminara dedicando muchísimo tiempo a el estudio de la voz.”

Es tentador citar el “ya lo sabes nada es casualidad”. Pero la tentación cuántica puede más. Ella, primero, ríe, y luego dice: “El concepto de cuanto en física es el de un salto. Se podría hacer una especie de historia cuántica del tango, en el sentido de que su continuidad no es tal. Tiene una historia muy interrumpida, saltos bruscos, no sólo en lo musical, sino en el ánimo de los tangos. Hablan del tango llorón y cuando te vas para atrás, a los inicios con Villoldo, por ejemplo, no tiene nada que ver con ese estado de ánimo: era jocoso, divertido, tenía alegría. Creo que por eso este disco está tan lleno de sorpresa. Cuanto más atrás uno se va en el tiempo, contrariamente a lo que uno podía esperar, hay una riqueza de otro orden, que al entrar en diálogo con la riqueza actual, con todo ese saber que se fue acumulando, produce cosas sorprendentes. Es una linda forma de verlo, esas discontinuidades; esos estados de ánimo tan distintos por los que fue atravesando el tango, al punto que lo dieron por muerto y hoy está claro que para nada es así.”

Autor: Belauza
Fuente: Tiempo Argentino

 

 

 

 

 

 

Sciammarella Tango

Lanzamiento del nuevo disco

Victor Hugo Morales anuncia el lanzamiento del nuevo disco de Sciammarella Tango “A Villoldo”

En su programa “La Mañana” suena “Kalisay”,corte de difusión del 3er álbum de la orquesta femenina en homenaje al autor y compositor Ángel Gregorio Villoldo, disponible en plataformas digitales.

ESCUCHAR NOTA

Sciammarella Tango

Luis Tarantino entrevista

Luis Tarantino entrevista a Denise Sciammarella de Sciammarella Tango en La 2×4

La cantante, directora creativa e investigadora de la orquesta femenina habla sobre el lanzamiento digital de “A Villoldo”, su 3er disco.

ESCUCHAR NOTA